A mí me ocurre lo siguiente: llego a casa, después de un día entero intentando ser lo suficientemente productiva para el sistema y necesito consumir alguna peli o serie, ¡lo necesito! Aunque confieso que estoy tan agotada que el planteamiento de sentarme a ver algo que remueva un poco mi conciencia es imposible.

No, no eres tú, a mí también me pasa y seguro que a muchas más. Además de que nos lo pongan difícil para menear el coco tras nuestra agotadora y desquiciante rutina, encontrar un cine más allá del mainstream cada vez se está poniendo más complicado porque además cuentan con una herramienta de seducción infalible, algo que decide por nosotras: el algoritmo. 

Este bichejo funciona de una forma bien simple:
¿Qué viste ayer? ¿Algo para mantener el encefalograma plano tras un día de actividad mental y emocional desbordante? Pues hoy vamos a ofrecerte algo más. Esta serie contiene cantidades ingentes de dopamina y está seleccionada exclusivamente para ti. Además puedes verla entera esta noche ¿Te apetece un maratón? ¿Quién puede resistirse a eso?

El consumo del audiovisual forma parte de nuestras rutinas y va en aumento pero… ¿Qué películas o series has visto últimamente? ¿Contaban con alguna mujer como protagonista?¿Qué complejidad tenía ese personaje? ¿A tí también te pasa eso de que los personajes femeninos de muchas series o pelis de Netflix te dan pereza o lo que es peor, rabia?

Esta la forma en la que estamos aprendiendo a ver cine conjugada con mantenernos en un sistema que nos agota día a día porque parece que nunca somos suficiente.

No sé tú, pero yo soy bastante novelera y me gustaba mucho el ritual de ir al cine, o compartir una mañana de sábado con alguien en el sofá viendo alguna peli. Cada vez soy menos nocturna, eso de ver pelis después de cenar me pesa y a veces me siento mal por quedarme dormida en los títulos de crédito iniciales. Por eso te propongo otras formas, horas y rutinas de ver cine, porque a día de hoy, el cine o las series son el mayor generador de imaginario y referentes y es importante consumir de manera crítica y sobre todo cuando podamos prestarle atención.

¿Cuáles son tus referentes? Los míos hace mucho que agotaron las rentas, necesito generar nuevos y no me valen Sky Rojo o El juicio de los 7 de Chicago. Me apetece ver personajes femeninos tridimensionales y complejos a quienes que les ocurran cosas con las que me identifique, porque reconozco que en parte, me duermo en los títulos de crédito iniciales porque todos esos productos audiovisuales me dan algo de sopor.

En el taller El Autorretrato Lúcido vamos a aprender nuevos referentes, porque necesitamos contar y visionar otras historias, porque creemos que el cine denominado “de consumo” o «mainstream» está generando referentes que hablan de nosotras de una manera banal y estereotipada. Los personajes femeninos generalmente son catalizadores de acciones de los protagonistas masculinos pero siguen siendo ellos quienes viven realmente las historias. Porque además el sistema de producción y distribución sigue sin acoger nuestras propuestas y siguen hablando de “cine de mujeres” denostándolo. Siempre ha sido así y continúa más que nunca.

El cine siempre ha formado parte de las propuestas de nuestra escuela porque creemos que la fotografía no solo se nutre de la fotografía y en este taller en el que analizamos la importancia de desprendernos de la imagen que los demás tienen sobre nosotras, hablar del cine es fundamental.

¿Nos ayudas a ampliar estos nuevos referentes? Atenta a esta propuesta:

Entra en nuestro Instagram, encontrarás una imagen de la película Nomadland, es la última que hemos subido, sigue nuestro perfil y háblanos en los comentarios de una película o serie reciente en la que te hayas enamorado locamente de los personajes femeninos, explícanos por qué. También puedes hacerlo en nuestra página de Facebook, entra, síguenos y escribe en los comentarios del post de la foto de Nomadland. Queremos conformar en nuestro blog una lista con vuestras propuestas. Prometemos verlas todas. Seleccionaremos las 10 que tengan esos personajes femeninos más potentes y tridimensionales y contarán con un 10% de descuento en la matrícula del taller El Autorretrato Lúcido que comienza el próximo 5 de julio. Tienes hasta el 15 de junio para participar.

¡ANIMAOS A PARTICIPAR!

Taller de fotografía El Autorretrato Lúcido Matricúlate Autorretrato — Cuerpo — Lenguaje

Deja un comentario